DÍA INTERNACIONAL CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO

DÍA INTERNACIONAL CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO

La violencia de género no es un problema que afecte al ámbito privado. Al contrario, es común y diario en todos los espacios en los que nos relacionamos. Se trata de una violencia que se dirige sobre las mujeres por el hecho mismo de serlo, y sus formas son infinitas.

En lo que llevamos de año han sido asesinadas 44 mujeres, sin contar a aquellas a las que no mataron sus parejas, sino sus padres, sus hijos, sus hermanos… Negar que existe una cultura y una estructura social que sostiene esta violencia contra las mujeres mata, y mata seguir mirando hacia otro lado.

El 25 de noviembre tiene lugar una fecha en la que se pretende visibilizar esa violencia, y desde el Club de Fútbol Popular Orihuela Deportiva pretendemos establecer un nexo entre la violencia de género y la lucha por la igualdad en el ámbito deportivo, ambas temáticas afectadas por la misma problemática, la violación de los derechos fundamentales de las mujeres.

Todavía hay un largo camino por recorrer antes de ver una igualdad en el mundo del deporte. Las niñas y mujeres en todo el mundo tienen menos oportunidades, menor inversión, capacitación y seguridad cuando practican un deporte. Cuando logran llegar a ser atletas profesionales, se encuentran con un techo de cristal y una brecha sustancial en el salario.

Se sigue considerando a la mujer un elemento decorativo en campos de juego o acompañantes, incluso trofeos para los mismos jugadores. Se siguen invisibilizando los abusos sexuales en el ámbito deportivo y sigue siendo insultante el trato de los medios de comunicación a las deportistas.

Pocas veces se tiene en cuenta el deporte como herramienta y recurso para la educación, prevención, cura y defensa frente a la violencia contra las mujeres, pero incentivar la práctica deportiva entre las mujeres y la inclusión de éstas de ambientes deportivos supone una alternativa necesaria, conquistando espacios que les estan negados en una sociedad y una cultura machista.

El deporte tiene el poder de trascender las barreras de sexo, raza, religión y nacionalidad. Las mujeres en el deporte desafían los estereotipos de género, se convierten en la inspiración como modelos a seguir y muestran a hombres y mujeres como iguales.

Por un feminismo dentro y fuera del deporte,

25N NI UNA MENOS