CFP Orihuela Deportiva 3-0 CD Torrevieja

¿Qué sería del fútbol si no fuera injusto de vez en cuando? Nos quedaría un deporte abocado a lo previsible, al lucimiento de los mejores. De los mejores pagados, claro. En un deporte sin injusticia, ¿qué papel tienen los clubes pequeños? ¿por qué nos molesta tanto que un equipo se defienda como pueda? La traición al merecimiento es lo que le da vida a la pelota.

El Deportiva va tomando aire de equipo grande dentro de la categoría. Sin un juego preciosista, domina casi todos los partidos, llega más al área rival de lo que le llegan a la propia y a veces hasta hace gol cuando menos lo merece. Frente al CD Torrevieja, arrancó con poca intensidad. Como esperando un gol que llegara por inercia, pero en el infrafútbol sólo existe la inercia de la pierna fuerte en cada choque. 

Ese exceso de confianza se mezcló con una falsa sensación de merecimiento. El Torrevieja se defendió como pudo y el Deportiva fue incapaz de más. El descanso fue un necesario punto de inflexión en un CFP en el que tan solo el desborde de Roque había sorprendido a los salineros. 

La segunda parte confirmó lo que intuíamos. La entrada al campo de Samu Guerrero volcó el partido hacia una de las porterías. El conjunto visitante se encastilló en un honrado y lógico ejercicio. Primero Guille (1-0) con un fantástico cabezazo en el segundo palo y después Roque (2-0) en un certero mano a mano, similar al que anotó Samu frente al Albatera, sentenciaron el encuentro. 

Los últimos minutos sirvieron para que Bambi se hiciese dueño del centro del campo y controlase el encuentro. Yoel, ambicioso, intentó su gol hasta que llegó (3-0) en el tiempo de descuento. Con esta victoria el Deportiva se mantiene en la segunda posición, a tan sólo un punto del Albatera.

No debería molestarnos tanto que un equipo luche y se defienda como pueda. Al fin y al cabo, esa es la camiseta que nos ponemos cada día en nuestra vida real. La del que lucha y se defiende como puede, sin ser favorito ni más fuerte que el rival. A pesar de las circunstancias. 

Por parte del CFP Orihuela Deportiva lucharon: Cristian; Guille, Fede, Vicente, Raúl, Abel (Diego); Trino (Bambi), Edu; Roque, Yoel, Manuel Jesús (Samu Guerrero). Ent: Mario Tormo

Goles: 1-0 Guille, 2-0 Roque, 3-0 Yoel

Unas 200 personas en el Polideportivo del Palmeral.

Orihuela Deportiva 1-3 Albatera

Los estadounidenses suelen marcar tendencia. En el deporte usan la estadística avanzada como un arma competitiva más, como se muestra en Moneyball, y tienen sistemas de redistribución de la riqueza y el talento a través del draft o el límite salarial. Y a pesar de todo eso nosotros hemos importado Halloween, las hamburguesas low cost y las películas de Sandra Bullock

Hordas de jóvenes poblaron nuestras calles disfrazados debido a esa tradición calabacesca de Halloween. Otros, con mejor gusto, poblaron el Polideportivo del Palmeral para gozar con la intensidad de un encuentro impropio de nuestra categoría. Desde el principio se observó el nivel de los dos mejores equipos del grupo y la competitividad del encuentro. 

Apenas 10 minutos necesitó el Albatera para adelantarse (0-1) y someter al Deportiva durante casi toda la primera parte. Cuando el CFP controló la ansiedad comenzó a llegar con peligro a través de Roque y Guille, hasta que en los últimos instantes de la primera parte Samu Guerrero aprovechó con brillantez un balón en profundidad y colocó el empate (1-1).

En la segunda mitad, los porteros confirmaron su altísimo nivel con paradas de mérito en ambas porterías. Finalmente, el gol decisivo terminó llegando a favor de los visitantes, que aprovecharon un balón en largo (1-2) a unos 25 minutos del final. A pesar de anotar en situaciones aisladas, como en el posterior contragolpe que situó el definitivo 1-3 en el marcador en el minuto 95, el Albatera fue un equipo competente tanto con el balón como a nivel físico y táctico. Uno de los mejores rivales de nuestro equipo en los últimos 3 años.

El liderato pasa ahora a manos del Albatera y deja a nuestro bravo equipo en segunda posición, a tan solo 1 punto del primer puesto.

 

Por parte del Orihuela Deportiva lucharon: León; Guille, Fede, Vicente, Sergio (Bambi), Edu (Abel); Trino, Raúl; Roque (Manuel Jesús), Yoel y Samu Guerrero.

Goles: 1-1 Samu Guerrero

Unas 300 personas en el Polideportivo del Palmeral.

Torrevieja 1-2 CFP Orihuela Deportiva

Torrevieja y Orihuela Deportiva suena a clásico. De los de verdad. Hay ahí décadas de palos, piques y barro. Denominación de origen de la Vega Baja. Las instalaciones de ahora son mejores, con la excepción de los ruinosos campos de nuestra ciudad, pero la esencia se mantiene gracias a los jugadores e hinchas de la tierra.

A lo otro se empeñan en llamarlo clásico. Nunca se le llamó así y no se parece en nada a lo que era. Es un partido para turistas en el campo y un producto para el mercado asiático en lo televisivo. Lo juegan multinacionales desarraigadas y con un difuso rastro de sus canteras sobre el césped. 

El clásico empezó con tragicomedia para el Deportiva: en 13 minutos, un gol y dos lesiones. Primero Rosendo en el calentamiento, y luego Mario tras un gran robo en campo rival que le dejó solo delante del portero. El mano a mano fue el primero (0-1) de los amarillos. Tras hacer el gol del cojo, con una brillante definición, tuvo que pedir el cambio y salir del campo en brazos.

Después, el Torrevieja tuvo más y mejores ocasiones. Mano a mano, a balón parado y hasta un tiro al poste. En el descuento de la primera parte llegó al fin el empate (1-1) tras una falta lateral. Los salineros jugaron con dureza, hasta que en el minuto 58 una dura entrada provocó la expulsión que dejó al Deportiva en superioridad más de media hora.

El tramo final decantó el partido del lado gualdinegro con diversas llegadas al área y ocasiones de peligro. Guille, en una atrevida internada por la banda, provocó un claro penalti que Yoel se encargó de transformar (1-2). Este gol reflejó la superioridad del Deportiva y la ambición del equipo desde que empezó la temporada hasta ahora, con el liderato en solitario.

La importante victoria del CFP en el Nelson Mandela nos deja varias claves futbolísticas y una duda: ¿de verdad es Yoel Albarracín un jugador de segunda regional? Otros se lo pierden. Entiende sobradamente el juego y la verticalidad que requiere esta categoría. Tiene gol. Defiende. Puede jugar en 5 posiciones diferentes y posee un físico privilegiado. Uno de los nuestros.

Por parte del CFP Orihuela Deportiva lucharon: Cristian; Kino (Guille), Fede, Vicente, Isidro, Abel (Diego); Raúl, Trino (Edu); Roque, Mario Valentinov (Yoel) y Samu Guerrero. Ent: Mario Tormo

Goles: 0-1 Mario Valentinov; 1-2 Yoel (p.)

Unas 250 personas en el estadio Nelson Mandela de Torrevieja

 

 

Bigastro CF 0 – 1 CFP Orihuela Deportiva

Si en el fútbol hay leyes, en el infrafútbol también. Una de ellas nos dice que hay que saber sufrir. El Deportiva demostró gran madurez y solidez en uno de los feudos sin duda más complicados de la categoría.

Tras una gran tormenta que regó las huertas de nuestra querida Vega Baja dio comienzo la contienda. El rival un histórico de la Regional, el escenario digno de las grandes citas.

Partido de tú a tú entre dos grandes conjuntos que se conocen y respetan. La ocasión en la primera parte fue para los de casa. Pero León voló y evitó el gol. Aún así el Deportiva transmitía peligro constante con sus hombres de arriba.

La segunda parte el guión se inclinó para el equipo gualdinegro. Una zaga que mostró seguridad y solidez. Virtudes sagradas cuando defiendes y eres la última línea.

Momentos. Sí, el fútbol también son momentos, estar o no estar, llegar o no llegar, ser o no ser en definitiva. Y el momento llegó.
Para la memoria de todos los allí presentes quedará la parábola que dibujó el balón al golpeo de Roque. Golazo. Roquetazo. En el momento oportuno de partido. Cuando el rival aprieta y toca ir a cada balón como si fuera el último.

Pero si hablábamos de máximas en el fútbol, otra de ellas tiene que ver con el buen planteamiento de los partidos. El fútbol como juego tiene fases, la misión del entrenador es trazar un plan, y la de los jugadores interpretarlo. Gran acierto de Mario, tocando las piezas oportunas en el inicio y el transcurso del juego.

Y así acabó el partido, 0-1 en una de las salidas más importantes de la temporada y el Deportiva se coloca líder del grupo en la jornada 5 por primera vez en su historia. Hay muchos sueños de nuestra gente que pasaban por esta momentánea felicidad. Momentos.

Pero esto no para. El próximo sábado más. El rival un Albatera empatado a puntos. ¿Te lo vas a perder?. El fútbol del asogue entre semana a la espera del partido. El fútbol modesto, auténtico, el que transmite emociones. Inigualable.

#CFPOrihuelaDeportiva
#NoHayOtroIgual
#LaFuerzaDeMuchas

CFP Orihuela Deportiva 3-1 Daya Nueva

Galeano decía que “el fútbol es una fiesta para los ojos”; Jorge Valdano, que no aspirar a la belleza es de “mediocres”; y Luis Aragonés, que lo único importante es “ganar, ganar y ganar“. Los tres aforismos son ciertos en parte, pero sólo con el de Luis se puede sobrevivir en segunda regional.

En la caverna del infrafútbol sólo importa el cuánto. No importa cómo y mucho menos por qué. El Orihuela Deportiva recibió al líder con la única misión de ganar, ganar y volver a ganar. Tras un tiro al larguero del rival en el primer minuto, el CFP lo intentó en las botas de Roque y Yoel. Se sacudió la presión y apretó los dientes. A los 20 minutos de partido llegó la asistencia de Rosendo desde el saque de banda para que se estrenara Vicente con un buen remate de cabeza (1-0). A partir de ahí, el Daya Nueva pudo empatar en varias ocasiones y mereció más.

La diferencia entre los equipos que pueden y los que quieren es la capacidad de los primeros para superar angustias. El Deportiva sabe sufrir. Tras una dura primera parte, los amarillos se espantaron los agobios con el segundo tanto (2-0) en las botas de Samu Guerrero. Una internada incisiva y valiente de Guille terminó con un buen tiro de Yoel, que el portero despejó como pudo y que Samu no perdonó. 

En el tramo final, el Daya se acercó en el marcador (2-1) durante unos minutos. Pocos. Los que tardó Samu en aprovechar otro rebote dentro del área para colocar el tercero (3-1) y sentenciar el partido. Tercer gol del delantero del Deportiva en liga y segunda asistencia en el partido para Rosendo, de nuevo desde la banda. Sabíamos de su guante en el pie, pero ahora también exhibe el de las manos y se reivindica como el jugador más fiable del equipo en este primer mes de competición.

A Luis Aragonés no le llamaban ‘el sabio‘ por llevar medio siglo en el fútbol. Ni se le respetaba tanto por sus éxitos. Ese tío tuvo como jefes a Lopera, a Jesús Gil y a Ángel María Villar, entre otros. Su cargo pudo depender del Cristo del Gran Poder, de un tipo que hablaba con su caballo o de un señor que lleva 30 años diciendo ‘fúrbol’. Si tamaño superviviente dijo que lo importante es “ganar, ganar y ganar“, ¿quiénes somos nosotros para contradecirle? 

 

Por parte del CFP Orihuela Deportiva lucharon: León; Guille (Sergio), Fede, Vicente, José Berná, Kino (Raúl Castaño); Trino, Rosendo; Roque (Edu); Yoel (Manuel Jesús) y Samu Guerrero. Ent: Mario Tormo

Goles: 1-0 Vicente, 2-0 Samu Guerrero, 3-1 Samu Guerrero